Cerrar

Entrevista Antonio Alonso, presidente de la Asociación de Coaching de la Comunidad Valenciana

“Todos los integrantes de una empresa pueden favorecerse de un programa de coaching que les ayude a progresar”

P. Siempre se ha vinculado el coaching a la formación de altos ejecutivos. ¿Estas técnicas se suscriben únicamente a este grupo o pueden aplicarse a cualquier profesional que quiera mejorar sus relaciones interpersonales en la empresa?

El coaching, en su versión empresarial, no es más que una herramienta para conseguir la mejora del rendimiento profesional de los componentes de una organización. Por tanto, todos los integrantes de una empresa pueden favorecerse de un programa de coaching que les ayude a progresar y ser mas eficientes.

P. Igualmente, coaching y liderazgo han ido de la mano. ¿El objetivo del coaching es siempre crear líderes?

No en el sentido tradicional de líder como líder-jefe (el que manda por su cargo), pero si en la moderna concepción del liderazgo representada en el líder-coach. Cualquier miembro de una empresa debe desarrollar aspectos de líder-coach en determinados momentos de su actuación profesional para conseguir mejorar los resultados de su esfuerzo laboral.

P. ¿Qué características diferenciarían al líder de un mero jefe?

El líder-coach respecto al líder-jefe es aquel que trabaja por sí mismo de una forma eficiente y también propicia el trabajo eficiente del resto de miembros del equipo. Para ello es imprescindible desarrollar toda una serie de comportamientos muy relacionados con la proactividad, la inteligencia emocional y las 3 ‘c’: Cabeza, Corazón y Constancia.

P. El coaching también se entiende como una forma de crecer personalmente, más allá de metas profesionales. ¿Es así, también se aplica a todos los ámbitos de relación?

Como he dicho antes, el coaching es una herramienta de trabajo que se apoya en el método socrático (no hay que enseñar sino facilitar el descubrimiento del saber). Por tanto, esta disciplina se puede aplicar a todas las áreas de la vida para contribuir a su mejora. En este sentido, en los países donde el coaching tiene más arraigo, existe una variedad llamada life-coaching que se orienta al ámbito más personal.

P. ¿Cuáles son las claves de un buen programa de coaching?

Son dos, un buen coach y un buen coachee (participante). Sin la profesionalidad contrastada del primero y la voluntad de mejora a través del cambio del segundo no hay garantías de éxito. Debemos tener en cuenta que un buen coach no podrá lograr buenos resultados en su participante si éste no tiene la voluntad suficiente para modificar aquellos aspectos de su actuación que le pueden estar frenando en sus propósitos.

P. ¿Y cuál es el principal escollo con el que se encuentra un coach al formar a una persona?

La palabra ‘formar’ no seria adecuada. El coaching no es formación, sino aquello que comienza cuando termina ésta. El coaching es pasar de la teoría a la práctica. El coaching es ayudar a la reflexión y a la acción al participante, quien debe reconocer que puede hacer las cosas mejor y que esto le obligará a un esfuerzo que solo puede hacer él (el atleta es quien debe entrenar, no el entrenador).

P. En qué nivel situaría a la Comunitat Valenciana respecto a la práctica del coaching. ¿Nuestras empresas se están preocupando por formar a sus ejecutivos o creen que son prácticas que no tienen un valor tangible?

Por una razón de cultura empresarial, son Madrid y Barcelona las plazas punteras en la implantación del coaching en España. La ubicación de muchas compañías multinacionales en estas ciudades facilita la introducción de lo que ahora está triunfando en el mundo mas desarrollado. El la Comunitat Valenciana se ha producido un evidente avance en estos últimos cinco años, protagonizado fundamentalmente por las empresas de mayor tamaño y que deberá extenderse hacia las menores paulatinamente.

P. Y en Castellón, ¿cuál es la realidad en un tejido empresarial potente y diversificado que, sin embargo, fuertemente enraizado en una filosofía tradicional de empresa?

Castellón no es diferente al resto de provincias de la Comunitat Valenciana y, como en ellas, sus empresarios deberán valorar la necesidad de contar con equipos humanos de alto rendimiento profesional como factor crítico de éxito de sus compañías, en estos mercados actuales cada vez más dependientes del talento de sus profesionales.

P. ¿A qué entidades pueden recurrir los empresarios castellonenses interesados en que sus directivos sigan programas de coaching?

La profesión de coach es muy joven e incipiente por lo que, para evitar sorpresas desagradables, yo aconsejaría confiar en profesionales que demuestren una trayectoria de varios años avalada por sus éxitos con empresas conocidas y de las que se puedan obtener referencias. En este sentido, en la Asociación de Coaching de la Comunidad Valenciana (antonioalonso@lidercoaching.com) podemos informar a quien tenga interés por conocer las especificidades del coaching.

P. Usted es presidente de la Asociación de Coaching de la Comunitat Valenciana. ¿Qué líneas básicas de actuación rigen el funcionamiento de esta asociación?

Actualmente nuestro máximo interés es el de incorporar a todos coach de la Comunitat Valenciana que ahora se dedican laboralmente a esta actividad, con objeto de constituir un cuerpo de profesionales lo suficientemente amplio y representativo que nos permita afrontar otros retos relacionados con la acreditación, la formación, la difusión, etc.

P. ¿Qué consejos básicos daría a profesionales que busquen diferenciarse por sus cualidades como comunicador y líder?

Sólo uno: si seguimos actuando de la misma forma, siempre conseguiremos los mismos resultados por lo que la mejora de estos obliga a un cambio en la forma de conseguirlo. La palabra clave es ‘cambio’.

P. ¿Qué personaje (real o de ficción) aglutinaría, según usted, las cualidades que distinguen a un líder?

Es muy difícil personificar las virtudes de un líder en algún personaje conocido, sobre todo porque no todos tenemos la misma percepción del actuar de las personas. No obstante y por hacer uso de alguien que protagoniza uno de mis talleres de liderazgo, yo señalaría la figura que encarna Henry Fonda en la conocida película de Sidney Lumet 12 Hombres sin Piedad.

2.99
visitas hoy 3 · visitas total 11.103

Usuario: paloma

Empresa: Centro Europeo de Empresas Innovadoras de Castellón (CEEI Castellón)

Canal: CEEI Castellón

Fecha publicación: 23/10/2008 00:00

Url: http://ceeicastellon.emprenemjunts.es/?op=8&n=507

Esta web utiliza cookies propias y de terceros para ofrecerte una mejor experiencia y servicio.
Al continuar con la navegación consideramos que aceptas su uso y nuestra política de cookies.

Aceptar